Saturday, August 27, 2005

De nuevo...

Las inevitables miradas del alma,
cosas que pasan, inevitables, oscuras y muertas........
Las lunas entorpecidas
por el desvelo del tiempo
de esperar, lo que la perfección
de la mente...
nunca llegara,
llega y entorpece mi realidad.
Escondite....... bajo tus ojos,
refugio .......entre tus brazos,
muerte...... en lo mas profundo
de lo intangible,
de las noches que parecieron eternas,
en llantos ..... aun no han cambiado.
Las esquinas esperan la recaída,
el desmayo de la derrota.

Cueva Adicta

Ojos negros,
malditos tus suspiros
y veneno tus besos,
tu cuerpo es mi cárcel,
la luna tu cómplice,
mi enemiga,
la muerte de la noche.
Tu cama
es el atrapa moscas
de tus ladrones,
cueva infernal
dejas entrar a cualquiera,
y así me he convertí
en tu amante,
en la amante de un puta;
tu placer e insaciable sed
de tu piel,
de la adicción
de la carne,
que me esta consumiendo,
dejándome un vació
de mi alma dormida,
¿aún estas ahí?
o estaré, ya muerto
por la seducción de la muerte.

Conservar...

He olvidado el sentir
del soplo del viento,
he olvidado
que tan relajante es el desliz
de la lluvia sobre mi piel
y la calma que le da a mi alma.
Recuerdo de mis pasos pequeños,
ese vivir a ciegas
de risas llenas de euforia,
la perdida con el tiempo,
la perdida de la belleza
de la sensibilidad con cada roce,
roces del tiempo se pierden,
un inicio y
una final concurrido.
Adormecí cada uno
de mis sentidos,
¿y me declaran susceptible?
¿Que idea o razón
podría hacerles ver
de aquella perdida
como la abundancia de mi alma?
¿Cómo pueden ser
algo al cual el sujeto
no vive y no sueña?... ¿cómo?
Ahora si tenemos imaginación,
¿por qué solo ahora?
lo habrían visto también,
sentirán ese vacío...
¿Aquel que crees que tu alrededor te da
mientras te mueres
por la taza del baño?
Un día mas me fui
de la realidad fantástica.

Desde ayer

Hay días de sol
Pero días sin calor,
Aun no me imagino
Las frías mañanas que vendrán
Sin poderte ver.
Hay días de lluvias
Pero ninguna que me empape,
Y las lunas
Ya no son tan bellas,
No veo la razón de reír,
Ni siquiera de sonreír.

Pájaros muertos en mi jardín,
Nubes negras
Invaden mi cabeza,
En la sombra
Desahogo mis largas penas,
Desde que ayer te fuiste,
Desde hay empezó mi Apocalipsis.
Tu luz, mi salvación,
Tu ojos, mi deseo,
Mi sonrisa muerta,
Mi muerte eterna.

Bajo la capa, la penumbra

Debajo de su capa se encontraba la oscuridad,
Al mirar hacia arriba
Las estrellas se vuelven negras,
Mientras los cuervos
Comen su cuerpo,
Dando como refugio
Debajo de la luz de las velas,
La luz esperanzadora que se agota
En la penumbra.

Quien podría traer bajo su abrigo
Su propia muerte, al voltear
Al verla se convierte
En materia negra,
Infértil, todo lo que toca.

El día parece que nunca llegara,
Y el poder
De los animales de la noche
Se vuelve amigo del cuerpo,
El insomnio,
Las ojeras producidas por el miedo,
Lo único que alimenta
Son las plantas muertas
Y las sobras
De los dueños del tiempo,
Porque no se sabe, si ya se,
Han pasado años
Después de su muerte,
Ni el viento
Reconoce su rostro.

La raza no aguanto
Un tiempo mas bajo
La sombra de las cuevas,
Menos de la nostálgica luna,
Los llantos
Se convirtieron enemigos
Del acudiente viento,
Que los arrincona,
¿Pero donde mas,
En que parte de este planeta los esconderá
Los aullidos de los vivos
O de los mismos muertos?
Mientras se pregunta
Quien era y que teniaEl dueño del gabán.

Adiós calor, vuelve pronto

Minerva, contesta,
¡Despierta, llego otoño!,
Llega el frío aliento del año,
¡Despierta!, que la luna quiere verte,
¡Despierta!, que las estrellas
Quieren despedirse,
Mientras llega la primavera,
Solo las pequeñas
Brillaran en esta oscuridad.

Flores, sobrevivan,
No quiero estar
Tan sola tanto tiempo,
No quiero opacarme
En este desierto oculto de colores,
Solo una copa sobria
Me despertara,
Mientras mi alrededor sueña.
Se acerca el zumbido
De la siguiente noche muerta
¿Dónde deje mis abrigos?
¿Dónde...
¡Verdad!, tu te los llevaste,
De mis abrazos, besos
Y recuerdos,
Poco me queda,
¿Cómo seguiré caminando
En este extraño cuerpo
Que se enfrió
A tu partida?,
Te llevaste la esperanza
De mi supervivencia.

Atardece, él ultimo
Rayo del sol,
Se despide,
Ni un abrazo de él
Me calentara,
Solo un beso tuyo bastara
Para seguir andandoAl palpito de mi corazón

Veneno de delirio

Pensé que nunca me dejaría
Dañar por tus... por ti,
Tus cartas se convirtieron en cenizas,
No sé de donde se las lleve el viento.

No camino en el albergue
Que dibujaste,
Claro, la sepultura que me guardabas,
La que ciegamente veía
Un paraíso estancado,
En la neblina en que me engañabas.

La mancha que recubría tus ojos,
La sombra que no tuviste
Fueron desapareciendo...
Fui viendo la venda
Que poseía mis ojos,
¡Mi mente gritaba libertad,
Mi alma asustada
No salía de su cuarto.
En mí resaltaba una tranquilidad
De la cara de decaída
Que me tenían tus brazos,
Por un respirar,
Salio el aire de venenoQue me tomaba de tu pecho.

Wednesday, August 24, 2005

De nuevo, a tí

Te secuestre en mi corazón,
Quise tener en mi por siempre
Pero atormentaba mi esperanza...
Pero que puedo decirte
Si llegaste en esa nave inesperada
Que aterrizo en mi alma,
La luna te trajo
Pero te deje con ella,
El viento lo comprendió
Y te dejo un aliento amargo,
Mi razón y mi alma
De nuevo pelean
Y... discutir solo me lastiman.

Al caminar vagamente entre piedras
Y arena, mis pies
Me lleva ciegamente
A mí ultimo descanso
En esta extraña tierra,
Para volver a mi espacio
Donde nunca te hubiera conocido,
Ni el polvo te conocería,
Un respiro, un momento extraño
Fue fácil para que tus palabras
Se difundieran con facilidad
En mi mente...

Me decepciono tan fácil,
Me muero tan rápido
En cada recuerdo
Como si fuese solo un sueño
Que entorpece mi caminar...


Me fui tras la oscuridad,
Del descenso de mi agotamiento
Y mi tristeza
Me debilitaba,
Pero los recuerdos
Te reviven y puedoVolar en estas tinieblas.....

Thursday, August 18, 2005

Moviendo en la noche

Podría decirse
Que maúllo de pena,
Podría cantar miles de sonatas
Con copas llenas de recuerdos,
Podría bailar esta sonata
Que esta sonando en mí cabeza,
Y poco a poco voy matándome dentro
De mi mente
Y poco a poco voy siguiendo el paso
A este caminar
Que me tiene maldita,
Maldigo el momento
Que empecé a escribir
Maldigo lo que vino con ello,
Pero a tí
Te digo que quiero bailar,
Contigo por ultima vez...
Y otra vez caigo en mi perdición
Y tú
Solo sigues mis deseos
Antes de que te borres de mi camino,
¡Traedme un licor lleno de colores!
¡De matices que me contente
Esta noche!

No puedo seguir así,
Proclamo que no me dejes dormir esta noche,
Porque quiero convertirla eterna,
Aunque mis sueños
Sean mas que fantasías de desespero
De un alma enamorada,
No me importa alargar unos minutos,
Sí mis recuerdos
Me harán sobrevivir
En el resto de mi destino,
Sin saber si te volveré a ver
Otra noche más,

Y seguirá rodando por mí
La ultima canción
Que pude perderme entre tus brazos...
Que cuando despierte
Piense que solo fue
La continuación de un sueño de todas estas noches,
Pero mi realidad golpeara
Mas y más,
Pero tu recuerdo
Podré seguir nadando,
Volando o caminando,
Aun no sé por cual
Rumbo seguirá mi destino...

Te confieso

Una sonrisa se registra en mi rostro,
Porque sé que existes,
Pero mis ojos, llenos lagrimas de soledad,
Porque estas lejos,
Me contradigo,
Pero te amo,
Te recuerdo con cada detalle,
Como si fuera la primera, ultima vez...
Aun no lo sé,
Solo pienso en ti
Como parte de mí,
Como parte del sol,
Como compañía de mis pies
Al andar...


No sé sí mis ojos
Podrán volverte a ver,
Aun no me explico
Como llegaste
Tan al fondo
De este mar lleno de tormentas
Y remolinos,
Pudiste llegar
Al más extraño tesoro
Que tengo,
Que encontraste...
Pero que dudo
Que te hallas robado,
Pero que basto para entregarme ciegamente
A tus palabras y tus encantos...
Te recuerdo y mi soledad se va
Te recuerdo y el frió de este mundo
Se va
Te recuerdo y mi mente se contradice
Te recuerdo y sobrevivo
Y un barco de papel naufragia
Entre desiertos y nevados,
Y aun tiene la esperanza
De volar más allá
De las brillantes noches,
Mas allá del reflejo de la luna,
Vagando en un sin fin
De escenarios.

Todo se descuadro

No puedo ser tan sutil
Con el viento de tu voz,
No puedo verte
Porque mi aliento ya tiene dueño,
Perdóname si creías
En un apogeo entre los dos,
Tuve la culpa de sacarle brillo
A tus tristes ojos,
Porque nunca imagine
Que lo encontraría a él,
A él, que esta tan lejos
A él, quien culmina todos mis pensamientos,
A él, que lo conocí en una noche
De gritos y protestas,
A él, quien me demostró
La sencillez de la ternura,
A él, quien por ahora vive en recuerdos,
De él me enamore,
Y aunque no toque sus labios,
Tengo vivo su enorme abrazo.

No me importa sino
Vuelvo a sentir su presencia cerca,
No me importa
Si solo lo tendré vivo en mi mente
Y en mis sueños,
Porque mi felicidad
Llego cuando mi alma se entrego,
Discúlpame nunca
Debí mostrarte
Una mínima esperanza,
Pero tampoco tengo la culpa
De que el amor viniera
En el detalle mas mínimo
De una sonrisa

Perdoname, por idiota

Nunca me vi tan débil,
Nunca imagine poder
Tocar las estrellas con una sonrisa,
Con la tuya,
No pude ser tan feliz
En un día
Cuando escuchaba
La melodía de tu voz,
La que recuerdo cada minuto;
No me pudieron intimidar
Miles de preguntas y comentarios
Como lo hicieron tus ojos,
Lo peor es que has encontrado
Mi debilidad, tú.

No había anhelado tanto
Hablar con alguien
Sin sentir el transcurso
De cada grano de arena,
Que me llevaran
A un éxtasis infinito
De vuelos de mariposas.
Nunca me dolió tanto verte
Y no darte un abrazo,
Pero tu descansabas,
Mientras yo pensaba en mi partida,
Mi mente inquieta
Buscaba una excusa de buscarte,
Pero mi mente reforzaba
Cada paso, para que no doliera tanto,
Sin pensarlo te quise tanto,
Pero te perdí demasiado rápido,
Aun te espero,
Aun no sé por cuanto tiempo,
Solo sé que te quiero tanto
Como el roció a la mañana.